La elevada intensidad defensiva local unida a errores en el lanzamiento, claves en la derrota

Comenzaba el encuentro igualado, pero dejando claro las catalanas que esa iba a ser su actitud e intensidad defensiva, además no parecía costarles marcar gol mientras que a las de Benidorm les costaba horrores hacer lo propio. A partir del minuto 10, las de Sant Joan abren brecha en el marcador pero una exclusión da la oportunidad de empatar a las de Esteve, oportunidad que no se materializa y, de nuevo arreón local para dejar el marcador al descanso en 15-11.

La segunda no comenzaba bien, varias pérdidas de balón y las locales se escapan hasta los 7 goles (18-11) y por ese camino discurrirá la segunda parte, misma intensidad local y las benidormenses bastante fallonas cara a puerta, aumentado la desventaja a los 9 goles, momento en el que se produce un cambio y esa diferencia empieza a bajar quedándose el electrónico final en el 27-22.

La próxima semana hay parón de liga por lo que el equipo descansará y a buen seguro cargará baterías para cambiar la dinámica de resultados de cara a la última parte de la primera vuelta.